miércoles, diciembre 19, 2012

CARTA DE UN CIUDADANO A PETRO


Publicado el 19 de diciembre en www.kienyke.com

RAFAEL GUARÍN


Respetado Señor Alcalde:

El desastre de las basuras en Bogotá no tiene antecedente. La confrontación permanente, las decisiones equivocadas y la improvisación han caracterizado su administración. Durante los 24 años que lleva la elección popular de alcaldes nunca se había presentado una crisis similar, a pesar de pésimos mandatarios como Samuel Moreno, elegido por el que era su partido en 2001, el Polo Democrático.
El día en que se inició el nuevo modelo de recolección de basuras causó lo que puede convertirse en una grave crisis sanitaria y coincidió con la destitución del Secretario de Gobierno, por la Procuraduría General de la Nación. No es el primer alto funcionario de su gabinete que sacan o deserta. Más de 12 han abandonado sus cargos. Grave inestabilidad que produce efectos nefastos.

Bogotá es una metrópoli en la que viven más de 7 millones de personas y el más importante centro económico del país. Es una responsabilidad enorme su conducción. Eso me motivo a escribirle y a preguntarme  sobre cómo es posible que el garante del bienestar de los bogotanos  adopte decisiones que terminan perjudicando gravemente a todos.

Coincido con usted que es necesario reducir las tarifas de aseo. !No hay duda! También en que no es satisfactorio el modelo de recolección. !Es ineficiente! La ciudad no se mantiene en óptimas condiciones de limpieza. !Eso lo compartimos! No pueden existir en la práctica cuasi monopolios que presten mal servicio, mientras se enriquecen a costa de los ciudadanos y hacen negocios con políticos corruptos. ¡Hay que meterle la mano al tema!

De igual modo, creo que el Estado no está necesariamente condenado a ser incapaz de prestar ese servicio. Pienso que el problema no es sector privado vs sector público. Como dijo Deng Xiao Ping: ¿Qué importa que el gato sea blanco o negro con tal de que cace ratones? Los dogmas antimercado o antiestado no están en mi diccionario.

Pero, una cosa es esa y otra lo que está ocurriendo, Alcalde. Muchos ciudadanos que nos expresamos en las redes sociales tenemos la impresión de que movido más por la pasión que por la prudencia, que debe tener un buen gobernante para asegurar que sus decisiones consulten el bien común, ha metido a la ciudad en una crisis absurda. Antes de la genialidad de adornar con basuras los andenes y calles de Bogotá usted tenía solo el 31% de opinión favorable y el 58% desfavorable. Mantiene una base dura y una sofisticada red clientelista construida durante 9 años de gobiernos de izquierda,  pero... ¿aguantará en medio del caos? ¿Tendrá el tiempo suficiente para que las medidas que considera le reportaran apoyo popular puedan mostrar resultados, en el hipotético caso que salgan bien?

El error, Alcalde, es creer que con su discurso de lucha de clases, que pretende enfrentar a ricos y pobres, es suficiente para que los ciudadanos salgan a respaldar todas sus decisiones. !No! Con todo respeto, por ahí no es la cosa! Mientras anuncia la política del amor, gobierna con lo que parece más una política del resentimiento.

Si la administración distrital hubiera tomado el tiempo necesario para planear y ejecutar una transición al nuevo modelo, independiente de que se esté o no de acuerdo con el mismo, con seguridad no estaríamos enfrentando esta macondiana situación.  Además de ver todo con un enfoque ideologizado, el problema central aquí es la imprudencia del gobernante. No por desafiar a los que denomina mafias de la basura, sino por no prever los problemas que se generarían y garantizar que no ocurrieran.

¡No es una conspiración, alcalde! No es que los medios de comunicación, quienes sacan las basuras y los que se enriquecen con el negocio estén confabulados para desatar esta crisis. Es la realidad. Las basuras están en las calles por una decisión y proceso equivocado de su parte. ¡Si alguien conspira contra usted, es usted mismo!

Esto dejó de ser un tema de confrontación política para convertirse en una urgencia nacional. De seguir así la ciudad enfrentará una crisis sanitaria cuya dimensión con certeza superará la capacidad del sistema de salud. ¿Por qué insistir en el camino de la confrontación y el desorden?

Tiene de su lado que a pesar de la difícil situación, el gobierno nacional no reacciona. Da la impresión que los pactos políticos con usted, señor alcalde, callan al Presidente y a los funcionarios del nivel nacional. Los organismos de control tampoco actúan. Una situación tan grave merecía pronunciamientos y medidas claras y concretas para superar la negligencia e imprudencia de la administración distrital.

Los bogotanos estamos solos. La Constitución otorga a los ciudadanos los instrumentos para enfrentar este tipo de escenarios. La revocatoria del mandato es un derecho que tenemos. Hay quienes no la comparten, están también en su derecho. Lo que no puede ser es que llevemos un año cabalgando en medio de la improvisación y el desatino en materia de movilidad, infraestructura, basuras y desarrollo de la ciudad y nos quedemos con los brazos cruzados.

Alcalde, por favor, le suplico tome inmediatamente, con la mayor seriedad, las decisiones que se requieran para superar esta crisis. No es escondiendo la cabeza como las avestruces que las basuras van a desaparecer de andenes, calles y parques, ni publicando fotos de excepcionales andenes limpios. Recuerde, doctor Petro, que los gobernantes deben antes de cualquier cosa cumplir la ley y garantizar las mejores condiciones de vida de los gobernados. ¡Para eso lo eligieron!

Atentamente,



3 comentarios:

  1. Hola ¿Cómo está usted?
    Mi nombre es Emilio, soy un chico español y vivo en un pueblo cerca de Madrid. Soy una persona muy interesada en conocer cosas relativas a la cultura, el modo de vida de los habitantes de nuestro planeta, la fauna, la flora y los paisajes de todos los países del mundo etc., en resumen, soy un persona que disfruta viajando, aprendiendo y respetando la diversidad de la gente de todas partes del mundo.

    Me encanta viajar y conocer en persona todos los aspectos mencionados, pero, por desgracia ya que esto es muy caro y mi poder adquisitivo es bastante pequeño, se me ocurrió una manera de viajar con la imaginación por todos los rincones de nuestro planeta. Hace unos años empecé una colección de sellos ya que esta actividad me permite conocer de una forma original algunos aspectos como la fauna, la flora, los personajes, los monumentos etc. de todos los países. Como desgraciadamente, cada día resulta más difícil conseguir sellos, hace algún tiempo que he comenzado otra colección en la que mi meta sería conseguir al menos una carta de cada país y territorio con autonomía postal en el mundo. Este modesto objetivo es factible de alcanzar en la mayor parte de los países, pero por desgracia es imposible de lograr en otros distintos territorios por varias razones, ya sea porque son países en guerra, ya sea porque son los países con pobreza extrema o porque por algún motivo, su sistema postal no está funcionando adecuadamente.

    Por todo ello me gustaría pedirle un pequeño favor:

    ¿Sería usted tan amable de enviarme una carta por correo tradicional de Colombia? Entiendo perfectamente que usted piense que su blog no es el lugar adecuado para pedir esto, e incluso, es muy probable que usted ignore mi carta, pero me gustaría llamar su atención sobre la dificultad que tengo para recibir una carta desde ese país, ya que yo no conozco a nadie ni a dónde escribir en Colombia con el fin de aumentar mi colección. Una carta para mí es como un pequeño recuerdo, es como si hubiese visitado ese país con mi imaginación y al mismo tiempo, la llegada de las cartas desde un país es un signo de paz y normalidad y una forma original de promocionar un país en el mundo. Mi dirección postal es la siguiente:

    Emilio Fernández Esteban
    Calle Valencia, 39
    28903 Getafe (Madrid)
    España

    También me gustaría invitarle a visitar mi blog: www.cartasenmibuzon.blogspot.com allí, si usted lo desea puede echar un vistazo a mi colección y de esta manera comprender de una manera más gráfica porqué le hago esta petición.

    Por último, quisiera darle las gracias por la atención prestada a esta carta, y tanto si usted puede ayudarme o si no, le envío mis sinceros deseos de paz, salud y felicidad para usted, su familia y todos tus seres queridos.

    Atentamente

    Emilio Fernández

    ResponderEliminar
  2. Vaya a pedirle cartas a su madre marihuanero esto es un blog serio siga soÑando estupido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El marihuanero y estúpido como que es otro. sin educación ni vergüenza. construya, edifique, no pierda el tiempo dejando estos comentarios idiotas.

      Eliminar